Cai Guo-Qiang, el arte contemporáneo vuelve al Prado

Llevará a cabo sus pinturas con pólvora durante una residencia artística en el Salón de Reinos

Madrid,
Cai Guo-Qiang. Exposición en el Museo del Prado. Residencia artística en el Salón de Reinos, septiembre-octubre 2017
Cai Guo-Qiang. Foto: Javier Molina

El arte contemporáneo volverá en octubre al Museo del Prado y lo hará a lo grande, con una de las figuras internacionales más originales y llamativas de la creación actual, el artista chino Cai Guo-Qiang (Quanzhou, 1957). La puesta en marcha de este proyecto ha sido posible gracias al retorno de Acciona como patrocinador del Museo, en concreto de aquellas exposiciones con un carácter más innovador y de apertura a la cultura de nuestro tiempo, como las que en el pasado permitieron ver en sus salas obras de los artistas Cy Twombly, Bacon o Richard Hamilton, entre otros. En este caso, el trabajo de Cai Guo-Qiang y el empleo que hace de la pólvora, utilizada como pigmento con el que dibuja sobre el lienzo, suponía un motivo perfecto para apoyar esta muestra y retomar la colaboración entre la multinacional y el Museo.

No se tratará solo de una exposición sino que el proyecto consiste en una residencia artística que permitirá a Cai Guo-Qiang trabajar a lo largo de unas semanas en el espacio del Salón de Reinos, convertido en su estudio, donde creará una serie de obras inspiradas en y por la memoria del edificio y de los maestros del Museo del Prado. Como no podía ser otra forma, esta residencia concluirá con la realización en directo -pequeñas detonaciones incluidas- de la última parte de una obra monumental. Esta, que tendrá aproximadamente 18 metros de ancho, junto con otras igualmente creadas con ignición de pólvora, formará parte de la muestra “Cai Gou-Quian en el Prado. El espíritu de la pintura”, que se celebrará en las salas C y D del edificio de los Jerónimos, del 25 de octubre de 2017 al 4 de marzo de 2018.

Ayer, durante la presentación del proyecto, Cai Guo-Qiang no podía disimular su entusiasmo y la emoción que le provoca poder llevar a cabo esta exposición y “cumplir el sueño de ver su trabajo expuesto en uno de los mejores museos del mundo”. Tampoco Miguel Zugaza, que agota ya sus últimos días como director del Prado pero que permanecerá vinculado a esta muestra como comisario, ocultaba su satisfacción por la nueva firma del acuerdo con Acciona, por el diálogo que se establece así entre el Museo y el arte contemporáneo y porque este proyecto servirá para inspirar una nueva alternativa para el arte en el Salón de Reinos y convertirlo en taller, como lo fuera en su día con los pintores barrocos, Velázquez incluido. Zugaza desveló cómo empezó a pensar en este proyecto en 2014, durante la visita de Cai Guo-Qiang a la exposición “El Greco y la pintura moderna“, quien les habló de un viaje iniciático que había realizado con su hija siguiendo el camino del Greco desde Creta hasta Toledo; un viaje de peregrinación de oriente a occidente cuyo relato inspiró esta nueva aventura en el Salón de Reinos, un espacio donde por sus usos como Museo del Ejército aún pervive el olor a pólvora, que ahora se convierte en materia para la creación artística.

Aunque los inicios de Cai Guo-Qiang fueron en la pintura, también estudió escenografía en la Academia de Teatro de Shanghai y ha abordado múltiples disciplinas como el dibujo, la instalación o la performance; de hecho, sus creaciones pirotécnicas no dejan de ser grandes actos performativos. Son estos originales proyectos explosivos los que le han dado fama y reconocimiento mundial, pero no fue hasta 1984 cuando experimentó por primera vez con la pólvora, tan vinculada a la tradición china (para las pinturas que realizará aquí, contará con pólvora procedente de Valencia, donde ya ha hecho algunos ensayos). Entre las anécdotas de su infancia, le gusta contar cómo veía a su padre pintar paisajes en el reverso de cajas de cerillas y así, cuando tan solo tenía tres años, conoció su inspiración artística, esa pasión explosiva que en la actualidad le proporciona grandes reconocimientos internacinales.

 

Cai Guo-Qiang durante la creación con pólvora de una pintura 2016. Foto de ST Luk, cortesía de Cai Studio
Cai Guo-Qiang durante la creación con pólvora de una pintura 2016. Foto de ST Luk, cortesía de Cai Studio

 

Cai Guo-Qiang, Pintando el 3 de Mayo de Goya, 2017. Pólvora sobre lienzo, 239 x 300 cm.en conjunto. Fotografía de Yvonne Zhao, cortesía de Cai Studio
Cai Guo-Qiang, Pintando el 3 de Mayo de Goya, 2017. Pólvora sobre lienzo, 239 x 300 cm.en conjunto. Fotografía de Yvonne Zhao, cortesía de Cai Studio

 

 

“Cai Gou-Quian en el Prado. El espíritu de la pintura”

MUSEO NACIONAL DEL PRADO

Salas C y D del edificio de los Jerónimos

Del 25 de octubre de 2017 al 4 de marzo de 2018

 

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Comentarios